Header Ads

Palabra De Dios - Libro De Los Salmos

Si anduviere yo en medio de la angustia, Tú me vivificarás; contra la ira de mis enemigos extenderás tu mano y me salvará tu diestra. Salmo 138:7

Estas son palabras de alguien que ha aprendido a confiar y a creerle a Dios. Con toda certeza podemos afirmar, que David era un hombre de fe, pero no una fe emocional; es decir, aquella que nos permite creer cuando todo anda bien y no existen problemas en nuestra vida. David había adquirido una fe verdadera. 

El método que nos hace vivir confiados aun en medio de las dificultades el salmista nos lo enseña, y es relacionarnos con Dios por medio de la oración y conocer su Palabra

David conocía profundamente a Dios, sabia que es misericordioso y fiel. Por eso no se desanimaba cuando pasaba por momentos angustiosos. Solo su Presencia bastaba para enfrentar cualquier prueba o situación por dura que fuera, ya que Dios es una fuente constante de paz, gozo y bienestar. Además, no hay nada que sea difícil para El. Dios te bendiga, feliz día!!!