Header Ads

No tengas pleito con nadie sin razón, si no te han hecho agravio

No tengas pleito con nadie sin razón, si no te han hecho agravio. Proverbio 3:30

¿Cuál es el mérito de pelear por algún motivo? Un sin número de muertes ocurren todos los años, porque alguien se creyó en el derecho de "no tragar las ofensas". Hay personas que discuten porque otro hizo una maniobra brusca en la carretera, o que si los pájaros del vecino le despiertan muy temprano, etc. 

Si tú separas todos los días un tiempo para estar a solas con Jesús y meditar en su Palabra, con toda seguridad adquirirás sabiduría para saber distinguir la buena causa por la cual debemos expresar nuestro parecer a alguien, de aquella que es insignificante.

Haz de hoy un día de relaciones edificantes. Habla palabras de vida y de buen ánimo, una sonrisa, un "Dios te bendiga", "Eres muy importante para mi", "te amo". Extiende tu mano para expresar amistad. Comienza con las personas que tienes cerca, y recuerda: "No tener pleito con nadie sin razón, si no te han hecho agravio". Bendiciones, feliz día!